Flores

Las flores preservadas son flores naturales que han pasado por un proceso de conservación para mantener su aspecto fresco y colorido durante períodos prolongados.
Por otro lado, las flores secas son flores naturales que se han dejado secar naturalmente, conservando su forma pero perdiendo parte de su color original.
Ambas opciones ofrecen una belleza duradera y son ideales para decorar cualquier espacio.

Mostrando los 6 resultados